Browse By

HISTORIA DE LA CECINA. UN MANJAR DE YECAPIXTLA PARA EL MUNDO

No hay necesidad de seguir una aplicación para llegar a Yecapixtla, es el olor el que te guía hasta el corazón de este hermoso poblado, el aroma a deliciosa cecina que emana de cada rincón.

Yecapixtla es reconocido por la arquitectura del Convento de San Juan Bautista y por la preparación de cecina, y es que basta dar unos pasos en el lugar para encontrar decenas de puestos y establecimientos asándola, para acompañarla después con queso, crema, aguacate, nopales, agua de sabor y sabrosas salsas.

Pero, ¿sabes desde cuándo es un icono de Yecapixtla?

Pues bien, se sabe que la cecina llegó a México entre los siglos XVI y XVII, y que encuentra su origen en la receta del jamón serrano español, con la diferencia de la procedencia del cerdo, preparado con largas y anchas tiras de carne.

La tradición oral dice que antes de la llegada de los españoles ya se consumía carne de varios animales con este procedimiento: conejo, venado y jabalí entre otros, que se secaba bajo el sol para preservarla por más tiempo.

Con el paso de los años, la preparación se estableció sólo con carne de res y cerdo.

Fotografía: 1000am.com.mx

Para la llamada cecina natural, la carne es cortada en tiras largas y delgadas, a las que se le agrega sal, para luego ser colgadas; la cecina enchilada, se elabora generalmente con carde de cerdo pre sazonada con chile.

Una tradición heredada y sustento de cientos de familias, que encuentran en el oriundo platillo morelense, la forma de trascender su cultura.

Fotografía: Diario de Morelos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *